¿Por qué decir negro es racismo?


Por Arthur González.

El diario habanero Tribuna de La Habana, el 27 marzo 2016 publicó un artículo del periodista Elías Argudín Sánchez, bajo el título “¿Negro, tu eres sueco?”, donde se refiere al Presidente de Estados Unidos, Barack Obama y su visita a Cuba. De inmediato se soltaron las pasiones calificándolo de racismo.

Realmente fue una falta de respeto hacia un jefe de Estado de visita oficial en Cuba, donde fue recibido con toda la consideración que establece el protocolo oficial para las visitas de alto nivel, pero de ahí a ser una muestra de racismo es algo bien diferente.

negros
Para algunas personas de la raza negra, mencionarlos por ella es algo ofensivo e insultante, tomándolo, sin razones objetivas, como una muestra de discriminación racial.

Sin embargo, jamás se escucha o se percibe disgusto en las personas de la raza china, a las que tanto blancos, mestizos, como negros, los llaman chinos, aunque conozcan su nombre, e incluso en la capital de la Isla existe un barrio denominado Barrio Chino, del cual todos se enorgullecen.

¿Se imagina alguien que en Cuba pudiera denominarse a un barrio como Barrio Negro, sin que los ciudadanos de esa raza se ofendieran? ¿Cuál es entonces la diferencia en el tratamiento al tema racial?


Han sido y son múltiples los chistes relacionados con los chinos, los que van desde la supuesta inocencia, el tamaño de sus genitales, hasta que comen con palitos en vez de tenedores y cucharas, pero nunca los chinos han creado asociaciones por el color amarillo de su piel, ni se disgustan por eso.

Muchos de los asiáticos que arribaron a Cuba como mano de trabajo barata, se mezclaron con descendientes de africanos y surgieron las mulatas chinas, a las que importantes compositores les dedicaron canciones y hasta zarzuelas como la famosa Rosa la China, y nadie se disgustó.

Ningún gobierno de la republica hizo tanto por los negros como la Revolución, pero el tema tomó un rumbo diferente en los finales de los 80 e inicios de la década de los 90, cuando académicos suizos y norteamericanos se interesaron por estudiarlo; la “Smithsonian Foundation”, promovió investigaciones en la Universidad de La Habana y el Instituto de Antropología y Etnología de la Academia de Ciencias de Cuba.

En 1991 la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana, SINA, inició actividades subversivas sobre la cuestión racial, ante la llegada de un diplomático negro, David Evans, para desempeñar el cargo de Secretario de Prensa y Cultura, quien promovió contactos y entrega de becas a intelectuales negros y líderes de opinión en esa esfera, facilitándole contactos con los principales circuitos académicos negros de los EE.UU., e instituciones especializadas en el tema.

Desde 1993 intelectuales estadounidenses negros con influencia sobre sus homólogos cubanos, entre ellos Miriam de Costa Willis, funcionaria de alto rango dentro de la Comunidad de Inteligencia de Estados Unidos y asesora para la política hacia el sector negro del presidente William Clinton, emprendieron acciones directas sobre intelectuales cubanos.

Esa funcionaria resaltó la necesidad de trabajar en función del reconocimiento y protagonismo de los negros en Cuba, mostrando la estrategia enemiga en momentos que buscaban cualquier vía para dividir la sociedad cubana, a fin de destruir el socialismo después de la caída de Europa del Este.

Entre 1993 y 1994 destacados intelectuales negros cubanos recibieron becas en Estados Unidos, auspiciadas por la Fundación Ford sobre esa cuestión, con 25 mil usd de presupuesto para cubrir 6 meses de estancia en el Centro de Estudios Cubanos (CRI) de la Universidad Internacional de la Florida.

A finales de 1998 fueron potenciados por universidades e instituciones estadounidenses, los intentos de crear el Movimiento “Cofradía de la negritud”, contra la supuesta discriminación racial en Cuba.

Es conocido que entre el 2009 y 2013, la SINA dirigió sus acciones subversivas para promover debates sobre la situación racial en Cuba, mediante tele-conferencias, cine-debates y otras actividades, donde llegó a mezclar a miembros de los grupos contrarrevolucionarios implicados en el tema, entre ellos:
• Proyecto Mediático Consenso.
• Corriente Socialista Democrática.
• Comité Ciudadano por la Integración Racial.
• Movimiento por la Integración Racial.
• Proyecto Alianza Unidad Racial.
• Proyecto “Cubalex.

No es casual que, en el año 2013, el presidente Barack Obama aprobara medio millón de dólares para “la igualdad y defensa de la población afrocubana”.

Ante el mencionado artículo del periodista de raza negra Argudín Sánchez, algunos intelectuales que se dedican al tema de la negritud, calificaron de racista al trabajo de marras, aduciendo que “el racismo forma parte del imaginario social cubano, aunque muchas personas e instituciones no quieran aceptarlo”.

Agarrando por los pelos ese trabajo, afirmaron que “el mismo hace pública las contradicciones ideológicas históricas existentes con relación al racismo y la discriminación racial en la nación cubana”.

Pero de dónde salen tantos complejos por el mero hecho de decirle negro, y sin embargo todos le dicen chinos a los chinos sin que se desate el pandemonio que ahora han formado.

Algunos se lanzaron a afirmar que “el término de negro normalmente empleado como un recurso inofensivo, saca a flote, como ningún otro género, ese pensamiento racista que subyace en la memoria colectiva y en tiene una incidencia en la práctica social”.

¿A quién beneficia esa división de la sociedad cubana? A Estados Unidos y por eso aporta presupuestos de cientos de miles de dólares para avivarlos.

Se llega hasta asegurar que decir negro “inferioriza las personas de origen africano”, algo nada más falto de base objetiva.

Son muchos los autores que han compuesto obras como Mamá Inés, que su estribillo dice que todos los negros tomamos café, Drume negrita, o la negra Tomasa y en ninguno se disminuyen a los negros cubanos.

El consenso de Durban, organizado por Naciones Unidas, dice exactamente:

“Se entiende por racismo, toda distinción, exclusión, restricción o preferencia basada en motivos de raza, color, linaje u origen nacional o étnico que tenga por objeto o por resultado anular o menoscabar el reconocimiento, goce o ejercicio en condiciones de igualdad, de los derechos humanos y libertades fundamentales en las esferas política, económica, social o cultural o en cualquier otra esfera de la vida pública”.

Ninguno de estos argumentos está presente en el artículo del diario Tribuna de La Habana.

Los que acusan al periodista aducen que: “la terminología de negro, fue creada como una categoría biologista clasificatoria por las empresas coloniales para legalizar y legitimar la trata esclavista con el fin de fortalecer al sistema capitalista mundial en el siglo XIX…” y añaden: “las personas africanas y sus descendientes, nunca se definieron como negras porque, como tal, no lo son”.

Cada cual puede sacar sus propias consideraciones, pero la dosis de subjetivismo, y quizás hasta de ciertos complejos, sale a luz sin rebuscar mucho, por no pensar en otro trasfondo político.
No por gusto el agente CIA, Pedro Ramón López Oliver, afirmó en su libro escrito en los años 90, denominado “Cuba Crisis y Transición” que:

“…hay que crear una sociedad civil interna que conlleve a una comunicación con la comunidad exilada, con la intensión de lograr confianza…pues no se trata de derrumbar el castrismo en un día, sino de transformarlo día a día…”

Además, sentencia: “…en ese desarrollo de la sociedad civil existen tres áreas de imprescindible labor, la Iglesia Católica, los negros y las mujeres”.

Entonces cabría preguntarse: ¿las actuales reacciones estarán en la misma línea enemiga de hacer del tema racial un elemento subversivo más en contra de la Revolución?

Visionario fue José Martí cuando dijo:

“A un plan obedece nuestro enemigo: el de enconarnos, dispersarnos, dividirnos, ahogarnos. Por eso obedecemos nosotros a otro plan: enseñarnos en toda nuestra altura, apretarnos, juntarnos, burlarlo…”

42 pensamientos en “¿Por qué decir negro es racismo?

  1. Por lo que yo he visto, oído y sentido en Cuba, que te digan negro es más un orgullo que un insulto. De hecho he visto a negros decirle negro a otro negro, o como a un servidor, al que una vez dijeron que era un blanco con corazón de negro.
    Después están los especuladores, los macetas, los delincuentes y esos no tienen color, todos quieren lo mismo para Cuba y el resto del mundo, que dobleguen la rodilla ante el imperio para ellos seguir viviendo del cuento.

    Me gusta

  2. ¡Vaya comparación!; cuando se le dice chino a un chino se alude a una nacionalidad, a una cultura, más que a una raza, puesto que China está formada por más de 50 grupos étnicos. No se le dice “amarillo”, que sí conllevaría cierto matiz racista.

    Le gusta a 1 persona

    • isidro hay una alta dosis de complejos históricos muy duros que no se borran en 50 años, pero decirle a otro negro sin un tono despectivo no es racismo, cuantas veces no se le dice a una mjuer mi negrita linda y a veces ni es de esa raza? a los chinos nadie les dice amarillo pero los desprecian por ser asiaticos, tu respuesta de que no es raza es incoherente. seguro que no te gustaria que te dijeran africano, y a los chinos de Cuba les dicen chinos, a las multas le dicen mi china y asi sin tantos prejuicios…

      Me gusta

      • No he leído el artículo del Tribuna. Pero solo la lectura de la interrogante te incita a pensar en la peyorativa utilización del término. El mejor que utilizó la palabra “negro” en Cuba fue Nicolás Guillén, la llevó a su verdadero espacio “otro”, discriminado, marginado; sin embargo, hay un cariño en el gesto de Guilén.
        Si usted emplea el término aliterado con otro peyorativo, en este caso, “sueco”, lo estás empleando en sincronía; casi los estás homologando (homologación semántica). De modo que la intencionalidad que pretendió el escritor no se logró, si pretendió un empleo cariñoso y familiar. Así pienso yo; puede que esté equivocado.
        Pero no nos engañemos. Aunque el gobierno que más ha hecho en el mundo por la eliminación del racismo es el cubano, en Cuba aún existe el racismo en sus más sutiles expresiones, debido a la dominación y hegemonía culturales del imperialismo, que sería demasiado largo de explicar. Nadie puede desconocer eso: desconocerlo significa no luchar contra ese fenómeno; significa escudarlo.
        Saludos
        Enrique Martínez Hernández.

        Me gusta

      • Muchas gracias Enrique, no creo que nadie intente desconocer los problemas que aun subyacen en la sociedad actual pero tampoco podemos tomar como bandera de ser victimas de racismo por el mero hecho de decir negro, mulato o blanco, hay cuestiones muy dificiles de eliminar y una es tambien la disciriminación de las mujeres, mucho mas fuerte y amplia que la racial porque a ellas se les excluye abiertamente desde el trabajo hasta el hogar y de eso son pocos los que lo ven como una forma de discriminacion. gracias por tu tiempo y dar tus criterios. Arthur.

        Me gusta

  3. Coincido con el autor de que el titulo es ofensivo al Presidente porque lo chiquea, sea cual fuere el color del mismo. y coincido con el autor de que nadie hizo y hace mas por los negros en Cuba que la Revolucion. PERO discrepo con el autor y con todos los que consideran que el tema de racismo, se ha vuelto como tal luego de que el enemigo lo tomo y lo levanto. creo que esta de cabezas el analisis…. el tema existio, existe y seguira existiendo porque depende de cuestiones objetivas como lo son, el menor nivel de desarrollo social que tienen personas que tienen ese color, y que lo han heredado del propio subdesarrollo que tenemos en el pais, y de los tantos años de opresion y monocultivo, dependencia y … el mar de males que heredo la Revolucion y que ha ido haciendo pero que no le alcanza el tiempo para borrar los 500 años de diferencias y horrores que heredo. Pero si al hablar del tema del negro se enfoca solo desde el hecho de que los enemigos son quienes lo levantan, sucede que le dejamos la pluma y con ello, los seguidores que pensamos QUE SI HAY dicriminacion racial al …. enemigo.¿cuantas veces no ha visto usted la cara que pone una señora, o COMPAÑERA blanca cuando se le sienta al lado un negro o una negra?, y cuantas veces no se dicen chistes de negros para entretener una reunion, y a cuantos no ha oido usted llamar a una ,mujer blanca que anda con un negro como una p….. por el simple hecho de que ya no tuvo mas opcion que escoger a un negro por su pasado¨ y 20 y miles de ejemplos mas. Entonces aplaudo toda la explicacion que hace del plan siniestro de dividirnos, pero obviar nuestras falencias es el mejor favor que se le puede hacer al enemigo y muestra de ello lo ha sido nuestro Comandante en jefe, al hablar siempre y en primer lugar y El antes que ningun enemigo de nuestros errores y deficiencias. Los enemigos pueden realzar un problema y elevarlo a categoria de CRISIS, pero si no hay condiciones objetivas u propicas para que surja el tema no lo pueden inventar, asi que para que un articulo sea verdaderamente bueno y tenga aceptacion (es hora de que los intelectuales se preocupen si lo que estan diciendo le importa a alguien y tenga utilidad) debe ser balanceado y colocar si todos, la mayoria de los puntos de vista en el analisis. a este le falo una mirada desde nuestras propias entrañas….

    Me gusta

    • Martha, te agradezco tu tiempo en leerme y tambien en dar tus consideraciones y con muchas de ellas coincido, el tema es muy sencible y complejo y no pretendi en un articulo abordarlo totalmente, por lo que circunscribi a ese hecho y cerei conveniente explicar los planes de nuestro enemigo que pocas veces o nunca se mencionan sobre el asunto. Tu traes a colacion todo un abanico de situiaciones que se van fuera de lo que planteo una señora en contra de la publicacione de Tribuna y aseguro cosas que en nada tienen que ver con otras cuestiones como las que tu abordas, este yo de acuerdo o no, Si algun sistema ha hecho mas por eliminar esa mancha que se llama disciriminacion racial es la REvolucuion que le ha dado oportunidades a todos por igual, no solo por el color de la piel sino por mucho mas. Ha sido mas de medio siglo trabajando por lograrlo y hoy vemos a importantes profesionales, tecnicos, artistas intelectuales, medicos, musicos, bailarines, poetas, cientificos, academicos, profesores y maestros,enfermeros y enfermeras, mestizos y negros por haber tenido la posiblidad de estudiar, algo impensable en 1958 donde era algo raro ver a un profesional negro, eso es innegable, aunque subsisten prejucios de ambos lados no solo hacia los negros, tambien hacia los blancos pues cuando esa blanca que mencionas llega a casa del esposo negro tambien sufre rechazo, no se puede ser absoluto porque como dices son muchos años de arrastre, pero nadie tiene que sentirse subestimado porque le llamen negro, mulato, chino o blanco, los complejos que se arrastran tambien hacen daño y todos debemos sentirnos orgullosos de lo que somos, y no dejarnos manipular por criterios de personas que muchas veces han estado en Estados Unidos preparandose en esos temas con una intension que para nada puede ser buena cuando es alli donde se evidencia mas el racismo. Un saludo,

      Me gusta

  4. Hola Arthur. El artículo de TH me pareció muy irrespetuoso; desde el título suena despectivo. Hay compañeros que consideran que en Cuba hay racismo. Yo realmente no lo veo. Hay posiciones en algunas personas que no consideran de igual valor a las personas de la raza negra, pero en ninguna institución cubana se disminuyen las posibilidades de un cubano por el color de su piel. Personalmente he tenido y tengo excelentes amigos negros y son personas mejores que muchos que se creen blancos. Por otro lado, qué cubano puede considerarse completamente blanco; somos una gran mezcla que nos hace un pueblo muy valioso. Creo que lo fundamental es la unidad de todos los que queremos una Cuba próspera, humanista, donde se mantengan los logros que hemos alcanzados con la Revolución; que nuestra acción sea con todos y para el bien de todos como nos planteó el Apostol y que aumentemos nuestra democracia y participación ciudadana en la toma de las grandes decisiones. SALUDOS!

    Me gusta

  5. Reblogueó esto en El canario Amarilloy comentado:
    Me propuse la semana anterior que no comentaría más al respecto del periodista Elías Argudín y su artículo para Tribuna de La Habana, al referirse a Obama con la famosa frase popular “¿Negro, tu eres sueco?”, donde me sentí más ofendida por los comentarios de algunos colegas de la isla que por los que todos sabemos llegan desde miami.
    Pero esta reflexión de Arturo González sobre el Racismo está bien interesante y no podía dejar de compartirla con ustedes.

    Me gusta

    • muchas gracias, te lo agradezco porque el tema es muy espinoso pero ya para algunos es como un escudo para protegerse de otros problemas y convertirse en intocables por el mero hecho de ser negros y hasta te acusan como en este caso de ser racista, saludos, Arthur.

      Me gusta

  6. Hace unas horas envié un comentario que al parecer no fue publicado. Mas o menos escribí lo siguiente. El título del TH ya es despectivo, pues si el autor no lo hizo intencionalmete, la intecionalidad está en la “aliteración semántica” que se establece en la sincronía “negro” y “sueco”, este último claramente peyorativo.
    Pero no pierdan de vista el racismo. Se sabe que el gobierno que más ha hecho por eliminar el racismo en la sociedad es el gobierno cubano, pero eso no elimina el racismo. El racismo vive en Cuba en su forma más sutil; no verlo es ocultarlo, escudarlo, protegerlo. Existe porque no se ha podido eliminar y no se ha podido eliminar por la dominación y hegemonía cultural del imperialismo; lo cual sería bastante extenso de explicar.

    Me gusta

  7. Le digo esto de cubano a cubano. Mire, no me venga con esas historietas. Es racismo y bien, lo que posiblemente de una forma pasiva e inconsciente. Dicho de paso; chino, que yo sepa, no es una raza, sino una nacionalidad.
    Y que me dice usted acerca de lo que, en su desafortunada justificación, escribe el periodista de Tribuna de la Habana Argudín Sánchez cuando expresa que no cree que “…el accidente de la vida” del color de la piel, dé mayor o menor valor a lo que se dice o se hace”… Así que el color de su piel es un accidente de la vida? Es insultante lo que manifiesta.
    Si se pretende frustrar los intentos divisionistas de algún adversario, se debe ser mas proactivo en estos aspectos de la igualdad y el respeto a los conciudadanos. Y no solo de palabras, sino de hecho.
    No hay más que observar la presencia de los colores de piel en la TV cubana y los roles que tienen en los dramas y comedias. ?Cuantos papeles protagónicos o coprotagonicos, galanes, héroes, etc no son exclusivamente de tez clara? ?Cuantos directores de TV no son del mismo grupo? Y la inundación del cine extranjero, fundamentalmente hollywoodense, con la plétora de actores de cualquier color que visita cotidianamente la pequeña pantalla? ?Es esto un intento divisionista de alguien? ?Y en los puestos del turismo? ?Y en los panfletos que venden la imagen turística de Cuba?
    Diferentes colores ocupan diferentes roles en estos panfletos. No nos engañemos mas, señores…
    Usted se entretiene en fundamentar su apoyo al desdichado escrito con una serie de ejemplos halados por los pelos, algunos que logran el efecto contrario: refuerzaron en su momento historico los estereotipos raciales, señor.
    Usted me insulta cuando se pregunta: “…Entonces cabría preguntarse: ¿las actuales reacciones estarán en la misma línea enemiga de hacer del tema racial un elemento subversivo más en contra de la Revolución?”
    !No señor, usted esta rotundamente equivocado!
    Y después usted, convenientemente, cita a Martí:
    “A un plan obedece nuestro enemigo: el de enconarnos, dispersarnos, dividirnos, ahogarnos. Por eso obedecemos nosotros a otro plan: enseñarnos en toda nuestra altura, apretarnos, juntarnos, burlarlo…”
    Si señor; vamos a enseñarnos, en toda nuestra altura, vamos a apretarnos, vamos a juntarnos para así burlar a cualquier enemigo… Pero no solo de palabra. No tratando de ocultar lo evidente.

    Le gusta a 1 persona

    • jorge ante todo gracias por leerme y tomarte el tiempo de dar tus consideraciones, Puedes tener razones para experesarte de esa forma y lo respeto pero vas mezclando cuestiones que en nada tiene relacion con el articulo citado. No tomo por el pelo la cuestion y quizas no superas lo que los Estados Unidos y sus servicios hacen para dividirnos, eso no se puede obviar en ningun momento pues es parte de una politica trazada desde 1959, solo hay que leer uns cuantos documentos ya dsclasificados para comprenderlo y si hay algunos de los que llevan a delante campañas con ese peliagudo y delicado asunto que han visitado
      estados unidos y recibieron preparacion para trabajarlo a su regreso a la patria. Lo que argumentas de la TV es cierto en parte pero tu sabes que antes de 1959 los negros que salian en la TV y en el teatro eran blancos pintados de negro? tu crees que Carlos Acosta pudo ser la estrella que hoy es en la cuba de 1958? el asunto es muy dificil de enfrentar pero no hay porque sentirse disminuido porque nos digan negro, mulato, chino o blanco, tenemos que estar orgullosos de lo que somos y no tener complejos y a quien trate de subestimarnos por el color de la piel explicarle que los valores de las personas esta en su actitud, moral, etica e inteligencia y esos que pretenden disminuirnos son pobres de espiritu.El pais esta lleno de gente mestiza y negra en educacion, enseñando a nuestros hijos, enfermeras y medicos que nos curan ya atienden com mucho amor, de ingenieros brillantes, poetas, pintores, musicos de talla mundial que salen a diario por el mundo y el TV tambien, hay que mirar al rededor para ver bien, no todo es el turismo o las telenovelas donde tambien hay de todos los colores, ese es el argumento de algunos que defienden sin muchos argumentos el racismo. Busca mas para que veas como hay negros y mestizos ocupando roles de suma importancia en la sociedad cubana y no precisamente en la TV. y como muchos de los que hablan de racismo contra ellos, no miran a una hermosa mujer negra y prefieren tener a su lado a una blanca y si es rubia mejor, discriminando a las mestizas y negras. saludos y gracias por tu tiempo.

      Me gusta

      • Por favor, no me tapes el sol con un dedo que desgraciadamente ya no soy un niño. Con tus palabras haces gala de omni sabiduria en el conocimiento de nuestro pais, una especie de aura super consciente de tu rol de informador de vanguardia. Pero te digo esto: racismo y bien! Que bien usted cita “documentos desclasificados” bla bla bla…Hay quienes hacen mas daño pensando que ayudan. Esto lo logran sin recibir preparacion en el exterior.
        Si el mismo señor Argudin considera su propio color “un accidente de la vida!” Diga usted! No creo imposible que al encontrarse con el citado bailarin le diga en su propia cara: “Oiga, usted no es negro, usted es artista!”
        Muchos negros han alcanzado el reconocimiento que se merecen en tierras lejanas, pero en esto tambien hay algo cierto: Nadie es profeta en su propia tierra…
        Ahora usted siga quemando el sofa o la cama y siga sin resolver el asunto fundamental del racismo cotidiano…

        Me gusta

  8. Bueno, ¿y los “blancos” de qué color son? porque blanca es la leche o la cal, y nadie, que yo sepa tiene ese color en la piel. Nadie puede molestarse porque le llamen por el color de la piel, ni nadie puede ser marginado o maltratado por tal aspecto. Creo, no obstante, que el título del trabajo, no leí el texto, es ofensivo, pues se trata de un artículo sobre un jefe de estado, recibido en la Isla, consideraciones sobre sus ideales, mensajes o discursos.
    Por otro lado, no se puede argüir el racismo para descalificar un tratamiento que en Cuba es común, quién no tiene un amigo negro al que le dice: coñó negro, después no quieres que te digan negro!. La ofensa no está en la palabra, sino en el tono del mensaje y el motivo, pues el racismo si fue una mancha en este país y todavía quedan personas con prejuicios hacia otros por el color de la piel, el sexo o la nacionalidad. Ofender, ofende cualquier calificativo, no solo el de negro.

    Me gusta

    • Parcialmente estamos de acuerdo. Pero resulta que Obama no es amigo del periodista para tratarlo de “forma familiar”.
      Estamos de acuerdo en que “nadie puede ser marginado o maltratado…” Pero el problema surge cuando precisamente eso es lo que sucede.
      Tambien coincidimos cuando dice usted que “todavía quedan personas con prejuicios hacia otros por el color de la piel, el sexo o la nacionalidad”.

      Me gusta

  9. Soy de Argentina. Estuve en Cuba dos veces: 1987 y 2006. En el ùltimo viaje fui con un amigo y contratamos el servicio de un habanero que tenìa un almendròn y nos llevaba por la Habana. Muy buena persona èl y su esposa. En un momento estabamos en la Habana buscando una direcciòn y este compañero se dirigiò a una persona y le dijo “Mulato” conoces tal direcciòn. Me sorprendiò como lo llamò pero la otra persona lo tomò como lo màs normal.
    En cuanto a Obama , en mensajes en mi facebook indiquè que este Sr. ha traicionado a su raza, puesto que Africa ha sido explotada y robada desde mucho tiempo por fuerzas imperiales como la que representa èl como presidente.
    Saludos fraternales a ese gran pueblo cubano.

    Me gusta

    • Gracias Alfredo por tus comentarios, el tema es muy sensible y tiene miles de aristas a veces muy manipuladas, yo solo di mi criterio al articulo y no al problema social en si, casi nunca se mencionan los planes contra Cuba y lo que expuse es parte de esa estrategia subversiva que gasta millones de dolares para derrocar a la Revolucion. un saludos Arthur.

      Me gusta

  10. La intención del articulista quizá no era racista, pero al fin es racista. Que le digan negro a un negro puede sonar de una manera o de otra según quien diga y cómo lo diga, es cuestión de contexto y en este caso el señor Argudín lo que quería era ridiculizar al presidente de los Estados Unidos y adular al amo senil que persiste en su enfermiza ceguera de confrontación con el vecino del norte. Imagino que para un incondicional del gobierno cubano (al menos de los que mantienen esa prehistórica posición de confrontación y de esas ya tan manidas justificaciones del “bloqueo”, el “imperialismo” y todo ese lenguaje y retórica pantanosa que no nos ha llevado a ninguna parte, debe ser duro ver como un negro en EEUU llega a presidente mientras en Cuba son muy pocos negros en el gobierno en comparación con el porciento de población de raza negra. En Cuba hubo y sigue habiendo racismo porque esa estupidez de estarse obsesionando con cuantos negros, mestizos o blancos hay en una asamblea o en un organismo como el PCC o la UJC es otro tipo de racismo. Por supuesto, no creo que vayan a publicar esto porque todas las opiniones que veo son afines al oficialismo cubano.

    Me gusta

  11. Buenas Arthur. Me llamo Julio y hace muchos años vivo fuera de Cuba, aunque todos los años vuelvo a mi PATRIA. Yo no sé hablar otro idioma que el español. Y negro define un color, si lo queremos ver así, objetivamente. Pero en mi Patria, negro significa muchas más cosas. Yo soy, el negro de mis amigos. He sido el negro, que “si no lo hacía a la entrada, lo hacía a la salida”, el que tenía en la vida tres opciones: polícía, ladrón o deportista, el brujero (por ser negro, escuché esto desde la primaria, y soy ateo y comunista), el ladrón de tendederas y nunca me robé ni un clip, del que tenían que tener cuidado en las guaguas atestadas, porque podía robarte el bolso, el que tenía “tremenda peste a grajo”, el “piolo” que buscaba blancas para adelantar la raza, sin que se tomara en cuenta que igual estaba enamorado, y el que escuchó en al menos un par de ocasiones a los padres de esas chicas blancas, decirle a la hija: si sigues con ese… no eres más hija mía. Todas estas experiencias las viví en Cuba. Decir que la intención del titular de TH era rebajar al presidente de eeuu, es exagerada, porque se queda corta. Es una ofensa racial, derivada de los años de colonialismo español, republica neocolonial y de las deficiencias de nuestra Revolución en atajar un problema, que pese a haber sido abordado no ha sido ERRADICADO. Si yo he sido sometido a este bomabardeo de expresiones y prejuicios, ¿que no habrá pasado con el resto de mis compatriotas negros, homosapiens como yo? Decir que por esto estamos sujetos a “complejos históricos” descarga una responsabilidad en nosotros que es la sociedad cubana en su conjunto la que tiene que asumir. Deberíamos hace mucho de habernos sentado a porner solucióna este tema, y no haber dejado un asunto tan sensible en manos del imperialismo. La cesión de la articulación de esa campaña contra la Revolución, es responsabilidad nuestra, por no haber abordado a tiempo, lo que es un problema: Cuba es uno de los países donde el prejuicio racial está presente, al igual que en EEUU, Brasil, Colombia y Perú, por citar ejemplos Latinoaméricanos. Yo no me concidero victima del racismo como lo define el consenso de Durban, ni siquiera en el país en que actualmente resido, pero sí fui un señalado del prejuicio en mi país. ¿Sabe cual es la seña que me ha quedado de ese señalamiento? Una bastante banal y que hace que mi pareja actual se ría mucho. Yo no puedo salir sin carnet de identidad a la calle. Aqui, donde resido, me hanpedido identificarme 2 veces en 20 años. En Cuba, me pedían identificarme al menos 2 veces a la semana. Cuando le pregunté extrañado a una amiga oficial del Ministerio del Interior me dijo apenada: “es que tú das el perfil…” El perfil, joven, en La Habana Vieja o Centro Habana y negro, el perfil del delicuente. Por esa razón, la población penal de La Habana, al menos, debe ser mayoritaríamente negra, a pesar de todo lo que ha hecho la Revolución al respecto. Eso no formaba parte de ninguna campaña del imperialismo. Ese es el retrato de un problema que no se soluciona con titutos inapropiados en TH, ni tapando soles con un dedo.

    Saludos

    Me gusta

    • Julio gracias por leerme y darme tus consideraciones, tienes mucha razon en lo que dices que has pasado porque es realmente asi, `pero no se puede estar erizado con todo y por el hecho de decir negro ya considerarlo peyorativo, tambien hemos escuchado ese blaquito o esa blanquita sucia y toma sol que estas muy blanca, el tiro al blanco, y otras cosas mas. se que el tema es muy complejo y que esos casos que tu correctamente describes van creando un resentimiento de complejos que por cualquier cosa surge la suceptibilidad por tantas heridas, no por usto los enemigos de Cuba que studian profesionalmente por donde hacer mas daño invitan a EEUU a negros cubanos para darle clases, como si ellos no fuesen los mayores racistas del mundo que apoyaron a surafrica y dejan matar a niños negros y acabaron en los 60 con todos los lideres que luchaban por los derechos civiles de los negros. gracias nuevamente, saludo .

      Me gusta

  12. Este es un articulo descontextualizado con fines que sabra su autor para que. Primero alega que el otro escrito de Elias Argudin solto pasiones por el debate sobre el racism, aun cuando Arthur Gonzalez reconoce que fue una falta de respeto al president Obama. No es ya la falta de respeto al presidente un motivo para el debate? Y claro que tiene tinte racista.
    1. Estamos en el contexto de un negro norteamericano, no cubano, y en Norteamerica calificar a un afroamericano de “negro” es ofensivo.
    2.Tambien estamos en el contexto de las relaciones diplomaticas, dialogos a nivel de prensa dirigidos a la opinion publica, no en la barriada de Centro Habana o la Habana Vieja jugando domino con amigos negros.
    El costumbrismo cubano es racista, pero ser racista no es el problema, es que es discriminatorio hacia el negro. Dentro de ese costumbrismo racista cubano una madre puede decirle a una hija que “saco el pelo mejor que el de su Hermana” , y la esta discriminando racialmente sin saberlo. Luego se inicia un debate sobre la madre y su hija y vendra Arthur Gonzalez a decirnos que no hay tal racismo ni mucho menos discriminacion porque no hubo tal ofensa de la madre. Llamar negro a un cubano no es el problema, es segun la circunstancia en que te dirijas a el cuando adjuntas su color de piel a sus actos. Estamos tomando lo negro en su connotacion socio-racial. No podemos ahora irnos por la vertiente de los tintes de colores para terminar diciendo que no hay piel negra ni blanca y concluir en la aberracion de que el racism no existe.
    El articulo de Argudin, siendo el un negro, demuestra su profunda ignorancia y su arraigado costumbrismo racista y discriminatorio.

    Me gusta

  13. Otra prueba de la descontextualizacion de este escrito es poner el debate racial en el contexto de los patronimicos nacionales. Barrio Chino es igual a Barrio Negro. Error. Existe un pais, China, y sus habitants, chinos. No existe un pais Negro en que sus habitantes se llamen negros. Existe un barrio cubano en Miami donde sus habitantes son negros, blancos, etc. El tema como dice un comentaristas tiene muchas arista. Le agrego, Muchas aristas y descontextualizaciones equivocadas.

    Me gusta

    • gustavo respeto tus criterios pero yo tengo otros, todo no es blanco y negro hay muchos matices y mi articulo esta relacionado a lo que paso con el del periodista de Tribuna no a toda la problematica racial que es muy abarcadora. saludos.

      Me gusta

  14. 1Estimado Arthur, lo felicito por un articulo profundo y balanceado que toca , el tema mas candente en Cuba, urgente y decisivo que muchos en Cuba han querido engavetar.

    Todos en Cuba estamos acostumbrados a llamarnos negro sin otra connotacion. Las causas que crearon, sustentan y mantienen la marginacion, el empobrecimiento, la propension a delinquir y el haber amurallado los mejores empleos en favor de blancos y mestizos, son las causas que han convertido en sinonimo e igualan al negro con cosas despreciables.

    Estimulese un programa de educacion selective para los negros como Cuba hizo con las campesinas, prostitutas, mujeres, estudiantes extranjeros y demosle acceso a cuantas actividades humanas existan y veremos como desapareceran los prejuicios junto con las causas que los originan.

    Averguenza oir que en muchos centros hospitalarios en Cuba, existan grupos excluyentes en especialidades de Cirugia, Cuidados Intensivos, Oncologia y otros, donde grupos auto-denominados Martianos, se encargan de excluir a los Maceistas.

    Responsable de este lamentable incidente han sido en gran medida, las autoridades Cubanas, a las cuales he dunciado durante 20 anos a traves de Afrocubaweb, HT, Cuba Journal, Miami Herald, El Nuevo Herald y otros medios. Alerte en un sinnumero de articulos sobre estos peligros, incitadoras de la division y confrontacion racial en Cuba, los que describi como precursores en la reedicion de la massacre de 1912.

    Arrogantes e imperiales, muchas funcionarios Cubanos ignoraron el clamor de justicia de miles de negros que son detenidos selectivamente en Obispo y otros lugares turisticos y que han sido excluidos intencionalmente del Mercado de moneda convertible, que es imprescindible para sobrevivir en una sociedad dolarizada.

    Ojala este desagradable incidente que jamas debio haber ocurrido y que le permitio al Presidente de los Estados Unidos dictar catedra en Cuba. no nos diluya en diatribas y divisiones internas, mientras los Congresistas,Gobernadores y el propio Presidente de los Estados Unidos, no ha sido capaz ni podra detener la violenta carniceria dia en la llamada violencia Negros en contra de Negros inspirados por la masiva invasion de droga y las acciones de una policia brutal, que asesina a jovenes a mansalva sin consecuencias.

    Cuba puede y debe convertirse en el modelo de armonia y equidad racial del mundo! Como luchar por incrementar el turismo que ha salvado el pais del colapso economico, mientras nuestras acciones desestimula, precluye e ignora un Mercado annual de 900 Mil Millones de dolares en manos de 40 millones de Afroamericanos?

    Cuanto ingreso necesita el Oriente del pais para alcanzar un desarrollo similar a Occidente, estabilizar la emigracion, eliminar el termino despectivo de Palestino y reducir una borchonosa poblacion penal a predominio negro?

    Ningun pais en el mundo esta major preparado que Cuba para convertirse en el faro y guia de la armonia racial, religiosa, etnica en el mundo. Erradiquemos la pobreza y prejuicios que minan el desarrollo del negro en Cuba, hagamos con ellos lo que el pais hizo por la mujer y mas recientemente por la religion y la orientacion sexual en el pais. Fidel, Raul, el Comite y el Central del Partido no tiene nada que inventar. Seguiendo las ensenanzas de Marti, Maceo, Mariana, Cespedes y el Che, nadie mas osara tratara de aleccionarnos!

    Me gusta

  15. Pingback: Afromodernidades | AFROMODERNIDADES

    • Todo lo contrario, solo di respuesta a un escrito específico que trata precisamente de sembrar la división entre los cubanos y sacar un problema de donde no hay. En el blog donde se publicó el artículo contra el periodista de Tribuna, del cual se ha hecho un caos sin serlo, nunca se ha dicho que los principales aliados de los yanquis en la contrarrevolucion interna de cuba son de raza negra, algo no casual; por tanto de suspicacias políticas nada, hay elementos muy objejtivos que quizas no quieras ver, de todas formas gracias por leerme y por tus comentarios.

      Me gusta

  16. Pingback: Afromodernidades | AFROMODERNIDADES

  17. Pingback: El movimiento antirracista cubano inicia la batalla por una plataforma común – NEGRA CUBANA TENIA QUE SER

    • Los mismo que critican los criterios de otros, califican de “bufonescas e insustentables acusaciones politicas” los que no se ajustan a sus consideraciones. Esten de acuerdo no, Estados Unidos se gasta anualmente millonarios presupuestos para introducir el tema racial en Cuba, mientras matan y apalean a los estadounidenses de raza negra. Eso no insutentable. Los prejuicios raciales que persisten en la isla son indiscutibles pero no es tampoco como algunos lo califican. Hoy el arte, el deporte, la ciencia, la educacion y la salud, por solo citar algunos sectores tienen dentro de sus integrante cubanos y cubanas de raza negra sin ninguna exclusion, como si la tenían antes de 1959. Solo hay que mirar las fotos del buque Cerro Pelado para darse cuenta en las actuales Morenas del Caribe, en ese momento todas eras blancas, algo que no pasa hoy porque la calidad es la que se impone y no el color.Se que el tema es muy dificil y es cierto que la policia, incluso de raza negra, paran a un negro antes de que a un blanco, algo que hay que sentirlo en carne propia para saber lo que duele y entre todos hay que trabajar para resolverlo sin prejuiciarnos y desponjarnos de muchos sentimientos que nos hacen daño como sociedad.

      Me gusta

  18. Pingback: Afromodernidades | AFROMODERNIDADES

  19. Pingback: Afro-Cuban Activists Fight Racism Between Two Fires - Progress in Political Economy (PPE)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s