Atrapados en sus mentiras.


Arthur González.

Para no dejar caer las noticias en contra de Cuba, los diplodisidentes que viven sin trabajar, gracias a los 20 millones de usd que asigna anualmente el presidente Barack Obama para la subversión interna en la Isla, se han dado a la tarea de hacerle creer a algunos incautos que las llamadas Damas de Blanco son reprimidas por el gobierno para impedirles asistir a misa. Sigue leyendo

Anuncios