Estados Unidos viola los principios olímpicos.


Por Arthur González.

Retomando su política contra Cuba, durante la década de los años 60 del siglo XX cuando la OEA la expulsó de la organización por órdenes de la Casa Blanca, según sus documentos secretos, los yanquis vuelven a negarle visas a deportistas cubanos, para impedirles participar en competencias celebradas en su territorio.

Este es el caso de la selección nacional de fútbol de Cuba, que no recibió a tiempo las visas para que sus atletas pudieran viajar a Estados Unidos, a competir en la fase previa de la Copa de Oro, los que esperaban en Nicaragua la respuesta del Departamento de Estado del régimen de Joe Biden.

En el pasado, Cuba sufrió sistemáticos actos violatorios de la Carta Olímpica por Estados Unidos y uno de los más recordados fue la negativa de visas para asistir a los juegos Centroamericanos y del Caribe, celebrados en 1966 en San Juan Puerto Rico, enclave colonia yanqui que no tiene ni el derecho a decidir sus relaciones exteriores.

Ante aquella discriminación, el Comité Olímpico Cubano, órgano que representa el deporte internacionalmente, denunció por todos los medios oficiales tal violación del espíritu olímpico e incluso del chantaje que intentó hacer el embajador de Suiza en La Habana, representante del régimen yanqui en aquel momento.

Al no lograr una respuesta favorable, la decisión del gobierno revolucionario de Cuba fue partir en el buque Cerro Pelado hacia Puerto Rico, con la firme decisión de llegar a nado si era necesario. La acción cubana y las denuncias valientes ante la Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe, obligó al régimen de Estados Unidos a conceder las visas a los cubanos, quienes brillaron en su actuación deportiva.

Cuba tiene el derecho y la obligación de denunciar ante el Comité Olímpico Internacional, esta nueva acción que viola los principios de la Carta Olímpica, asumidos por todos los Comités Olímpicos del mundo y sus Federaciones Internacionales y Nacionales.

La Carta Olímpica establece entre otros elementos que:

“Es función del Comité Olímpico Internacional fomentar la coordinación, la organización y el desarrollo del deporte y de las competiciones deportivas y, de acuerdo con las instituciones deportivas internacionales y nacionales, asegurará la promoción y aplicación de las medidas tendentes a reforzar la unidad del Movimiento Olímpico”.

“Participar en las acciones a favor de la paz, actuar para proteger los derechos de los miembros del Movimiento Olímpico y actuar contra toda forma de discriminación que afecte al Movimiento Olímpico”.

Oponerse a toda utilización abusiva política o comercial del deporte y de los atletas”.

Sigue leyendo