Estados Unidos exige a la OPS investigar contratos de médicos cubanos.


Por Arthur González.

Envenenados por su odio contra la Revolución cubana y sus 60 años de fracasos en sus continuos intentos por derrocarla, Estados Unidos arremete con la obra más sagrada, que es la medicina, esa que salva vidas en los lugares más recónditos del mundo, algo que nunca aceptarían realizar los médicos yanquis.

Con el único propósito de arreciar la guerra económica y financiera contra Cuba, los yanquis se lanzan a demonizar la colaboración médica cubana, para cortar la entrada de divisas al país, y así lo declararon sin pudor Pompeo y Mnuchin, secretario del Tesoro de Estados Unidos, aunque con ello queden sin protección de salud cientos de miles de pacientes en el mundo.

Sigue leyendo