Venezuela, alerta ante las trampas yanquis.


Por Arthur González.

Por estos días los yanquis ensayan viejas estrategias para lograr el derrocamiento de la Revolución Bolivariana de Venezuela, asesinar al presidente constitucional Nicolás Maduro y otros altos funcionarios de su gobierno, con el empleo de mercenarios de origen venezolano y norteamericano, lo mismo que hicieron contra Cuba durante décadas.

Paralelamente a estos intentos de invasión con respaldo de las fuerzas de Estados Unidos, los yanquis pretenden ejecutar una táctica de engaño, al proponerle al presidente Maduro un plan de “Transición”, donde esté presente la oposición al servicio de ellos, además de mantener discretas comunicaciones con el gobierno, algo que también quisieron hacer con Cuba.

Si revisamos la historia podemos encontrar que el 4 de enero de 1963, después la aplastante derrota de la invasión mercenaria por Bahía de Cochinos, McGeorge Bundy, Asistente Especial para los Asuntos de Seguridad del presidente John F. Kennedy, le propuso explorar la posibilidad de establecer una discreta comunicación con el líder cubano Fidel Castro.

Después de analizar los costos y beneficios que esa propuesta podría tener para Estados Unidos, el 21 de abril, McGeorge Bundy presentó al Grupo Especial Ampliado del Consejo de Seguridad, un detallado informe referente a las Alternativas sobre Cuba, contentivo de posibles variantes a explorar en su política hacia la Revolución.

El 30 de abril del 63, en la reunión del Grupo se acordó mantener la línea de comunicación con Fidel, iniciada en 1962 por el abogado James Donovan, durante las negociaciones para obtener la liberación de los mercenarios de la invasión por Bahía de Cochinos.

Otra vía para la comunicación entre los dos gobiernos, se abrió con la joven periodista Lisa Howard, presentada a Castro por el mismo abogado, a la que le aceptó una entrevista de una hora para la cadena ABC, en mayo de 1963. A partir de la misma se divulgó en Estados Unidos que el líder cubano daba indicios de querer negociar con el presidente Kennedy.

Demostrando su carácter terrorista, la CIA pretendió utilizar a Donovan para asesinar a Fidel Castro, regalándole un equipo de buceo contaminado con bacilos de la tuberculosis y hongos.

Esa breve relación sirvió para que Gordon Chase, asistente de McGeorge Bundy, propusiera “atraer suavemente a nosotros a Fidel Castro y sí la dulce aproximación a Cuba tiene resultados, los beneficios para Estados Unidos serían sustanciales”.

El Grupo Especial acordó, el 3 de junio de 1963, la propuesta del establecimiento de una discreta comunicación con Castro, lo cual no se contraponía con su política de hostigamiento y a la vez, continuar las acciones para el derrocamiento del régimen socialista en la Isla.

Las ideas entregadas en abril por Bundy, contemplaban tres variantes:

1-Imponer en Cuba una solución no comunista, por todos los medios que fuesen necesarios.

2-Insistir en fines mayores, pero limitados.

3-Avanazar gradualmente en el desarrollo de alguna forma de llegar a un arreglo con Fidel Castro.

Esa fórmula se parece mucho a la que ahora pretenden los yanquis aplicar con Venezuela, incluso el candidato presidencial demócrata Joe Biden, acaba de expresar que, de alcanzar la presidencia de los Estados Unidos, restablecerá las relaciones diplomáticas, pero insistiendo en el interés de derrocar a Maduro.

A pesar de establecer el canal de comunicación con Cuba, durante los debates de las variantes expuestas en abril y mayo 1963, John McCone, Director de la CIA y miembro del Comité Ejecutivo del Consejo de Seguridad Nacional, propuso un conjunto de medidas para incrementar las dificultades económicas de Cuba, las cuales serían respaldadas con actos de sabotajes, con la finalidad de crear una situación interna que permitiera subvertir a los mandos militares, para que apoyaran el derrocamiento de Castro.

En ese contexto, el 8 de junio de 1963 la CIA presentó al Grupo Especial del Consejo de Seguridad, un documento con la política encubierta y el programa de acciones a ejecutar para destruir el proceso revolucionario cubano, algo casi idéntico al que desarrollan hoy contra Venezuela.

Ese plan de acciones encubiertas, era independiente a lo que Bundy había propuesto, considerándose como una Doble Vía o una Corrosión desde adentro de la Isla.

Las acciones de la CIA eran:

  • Recolección encubierta de información, tanto de los requerimientos estratégicos de Estados Unidos, como de las necesidades operativas de la Agencia.
  • Acciones de propagada para estimular sabotajes simples de bajo riesgo y otras formas de resistencia pasiva y activa.
  • Aprovechamiento y estimulación a la desafección en los centros de poder militar y otros.
  • Acciones progresivas contra la economía cubana.
  • Sabotaje general y hostigamiento.
  • Apoyo a los grupos anticastristas para su complemento y ayuda en la ejecución de las acciones antes expuestas.

El 3 de octubre de ese año, el Grupo Especial aprobó nueve operaciones contra Cuba, entre ellas actos terroristas tales como la destrucción de una de las plantas de generación eléctrica, una refinería de petróleo y un central azucarero.

Los yanquis poseen una torcida y sucia política contra los gobiernos que para ellos no son aceptables.

Tienen la Doble Vía como opción para alcanzar su objetivo estratégico de derrocar las revoluciones.

Con una mano aparentan buena voluntad, establecen relaciones diplomáticas formales y con la otra clavan el puñal por la espalda con sus políticas de guerra económica, comercial y financiera, acciones de subversión política y apoyo a la contrarrevolución, añeja fórmula que, con Cuba no ha tenido ni tendrá éxitos.

Venezuela saca sus propias experiencias de las estrategias yanquis, y como hace la Revolución cubana, resiste y gana sus batallas, con los ojos bien abiertos ante las patrañas ladinas que no engañan a nadie.

Vigente las palabras de José Martí cuando dijo:

“A Venezuela la hemos de querer y admirar sin límites”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s