Democracia a la madrileña


Arthur González

mordaza-320x213Esos que maldicen a Cuba y hacen campañas al servicio de Estados Unidos para crear matrices de opinión contra su actual sistema político, económico y social, son los verdaderos violadores de los derechos humanos y demuestran que tipo de “democracia” es la que practican.

El ejemplo más reciente de cómo violan los derechos civiles, es la aprobación de un paquete legislativo por el Parlamente dominado por la reaccionaria derecha española, encaminado a limitar la libertad de expresión, la protección de los inmigrantes y la instauración de la cadena perpetua.Mariano Rajoy, tan preocupado por la paja en el ojo ajeno, no hace otra cosa que seguir reprimiendo al pueblo con leyes “Mordazas”, para impedir el derecho del pueblo a opinar libremente sobre cómo quieren ser gobernados y cuales derechos merecen para tener más acceso a la educación, salud, empleos y alquileres justos.

Lo paradójico del tema es que el Partido Popular malgasta el dinero de los ciudadanos para mantener a la contrarrevolución cubana, tal y como hizo en el caso del cubano Oswaldo Payá Sardiñas, cuando Esperanza Aguirre a nombre del PP costeó los gastos de pasajes, hospedaje, alimentación y transporte, de Ángel Carromero, vinculado a las Juventudes de su partido y del sueco Aron Mudig, para que ambos viajaran a Cuba como “turistas” a repartirle dinero a los “disidentes”, fabricados, entrenados y financiados por Estados Unidos y algunos aliados.

Rajoy y su tropa derechista aprobaron la Ley de “seguridad ciudadana”, que deja sin seguridad alguna a quienes decidan levantar su voz para protestar por la pobreza en que el Partido Popular lo ha sumido, sancionándolos con multas que pueden alcanzar los 600 mil euros por manifestaciones no autorizadas y otras de hasta 30 mil por obstruir acciones de las autoridades ante los   desalojos.

Si eso no es coartar el derecho a la libre expresión de los españoles, que venga Dios y nos explique.

Sin embargo su ahijada predilecta, la cubana inculta y grosera Berta Soler, se pasea cada domingo con plena libertad por una céntrica avenida habanera, vociferando lo que se le antoje contra el gobierno, orientada por los norteamericanos para tales provocaciones.

Son invenciones fantasiosas de que es “reprimida”. Si se observa una foto de hace 8 años y se confronta con una actual, se comprueban los kilos adquiridos por la buena vida de que disfruta con los cientos de miles de dólares que recibe de Miami, sin necesidad de trabajar, a lo que se suman las decenas de viajes al exterior que Washington y España le costean para difamar de su país, el mismo que le brinda un sistema de salud gratuito para ella y su familia.

Desde la llegada de Rajoy al poder se registran sistemáticas represiones de la policía contra el pueblo trabajador, con salvajes y brutales apaleamientos y cientos de detenciones arbitrarias.

protestas en España5Las protestas populares se producen por los recortes de 150 mil millones de euros que el Partido Popular le impuso al pueblo con sus políticas de “austeridad”, mientras los funcionarios del PP se reparten el dinero a bolsas llenas, como se puso de manifiesto en el caso Bárcenas, sin que hasta la fecha hayan rodado las cabezas de los implicados principales.

Otras de las leyes anti derechos humanos es la que aprobó el Parlamento para legalizar las devoluciones de inmigrantes interceptados en frontera, especialmente en los enclaves españoles norteafricanos de Ceuta y Melilla. Para esos africanos no existe ninguna Ley de Ajuste similar a la que Estados Unidos impuso desde 1966 para los cubanos, al considerar que “huyen del comunismo”.

En esa época cientos de esbirros, asesinos y ladrones del dinero público, miembros de la tiranía de Fulgencio Batista, lograron protección en Miami bajo esa Ley.

Las devoluciones de inmigrantes son ilegales y violan tanto los derechos de esas personas, como las obligaciones internacionales contraídas por España, situación denunciada recientemente por Gauri van Gulik, responsable para Europa de Amnistía Internacional y por el Comisario de derechos humanos del Consejo de Europa, Nils Muiznieks.

Para tener una idea precisa de la doble moral del gobierno de Rajoy, otra de las leyes aprobadas está vinculada a una reforma del código penal, que entre otras medidas prevé sanciones entre tres meses y un año de prisión, para aquellos que difundan mensajes incitando a la alteración del orden público.

Qué dirán los “disidentes” cubanos quienes bajo orientaciones de Washington quisieron organizar una actividad “artística” en la Plaza de la Revolución, consistente en abrir un micrófono para expresarse durante un minuto contra el gobierno, acción que la artista Tania Bruguera, radicada en New York, denominó “El susurro de Tatlin #6”. Ahora chillan porque fue instruida de cargos por alteración del orden público.

Pero España tiene un gobierno de derecha y esas medidas no son suficientes para acusarla de violar los derechos humanos y menos para incluirla en listas espurias con le hacen a Cuba.

Y al decir de José Martí:

“Cuidado que quien se sienta sobre los hombros del pueblo, de una sacudida del pueblo se viene abajo…”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s