Mentiras y dinero


Por Arthur González

Hasta los diplomáticos yanqdduis acreditados en la Habana reconocen que a la contrarrevolución interna creada por ellos, solo le interesa obtener dinero.

Así lo recogen muchos cables secretos que se envían al Departamento de Estado y a la CIA, divulgados por el sitio Wikileak.Para ilustrar esta afirmación, basta leer el cable confidencial # 202438, de abril 15 del 2009, donde el jefe de la Sección de Intereses de los Estados Unidos en la Habana, Mr. Jonathan Farrar, expone que los disidentes están más preocupados por conseguir dinero, que en llevar sus propuestas a sectores más amplios de la sociedad cubana“.

La fórmula encontrada por la contrarrevolución interna, creada por la CIA desde 1960 según sus documentos desclasificados, es la de mentir constantemente, agradar a los norteamericanos con versiones que desean escuchar y a cambio recibir miles de dólares.

Para no cambiar de receta, la contrarrevolucionaria Yris Tamara Pérez Aguilera, esposa del asalariado del Gobierno norteamericano José Luís García Pérez, conocido como Antúnez, está siendo exhibida en Washington como un trofeo de guerra, para mantener una campaña mediática contra Cuba, en momentos en que múltiples funcionarios gubernamentales, militares y académicos, le piden al Presidente Barack Obama que cambie la arcaica y fracasa política anticubana.

Ese movimiento político ha puesto en evidencia la falta de apoyo que tiene actualmente la mafia anticubana que se mueve dentro del Congreso estadounidense, la que tuvo por varias décadas la voz cantante sobre la política que se aprobaba hacia Cuba.

Al sentir que sus días pudieran estar contactos por la falta de apoyo entre la propia comunidad cubana asentada en la Florida, los integrantes de esa mafia han maniobrado rápidamente, en un intento desesperado por mantener la imagen de que el pueblo cubano “no desea” que se elimine el Bloqueo, ni las medidas coercitivas impuestas por once administaaraciones yanquis.

Para contrarrestar a quienes abogan por cambios en la política, como la propia Hillary Clinton y el candidato a gobernador de la Florida, mafiosos destacados por sus estridentes posiciones anticubanas, como Ileana Ros-Lehtinen, Mario Díaz-Balart, Albio Sires, Joe García, Robert Menéndez y Marco Rubio, recibieron con bombos y platillos a Yris Pérez, persona totalmente desconocida en Cuba, sin carisma, preparación, historia personal, ni valores de ninguna clase.

Para justificar ante la opinión pública el tiempo perdido en atender a una persona de tan baja calaña, la presentaron ante la prensa convocada para difundir la noticia, como “presidenta del Movimiento Femenino por los Derechos Civiles Rosa Parks”, algo verdaderamente risible pues ese supuesto movimiento no tiene membresía ni planes de acción que lo respalde en la isla.

Lo que verdaderamente vale destacar, es precisamente lo que el grupo de congresistas mafiosos le exigieron a su asalariada declarar ante los medios de prensa, a fin de contrarrestar las solicitudes del cambio de política de la Casa Blanca hacia Cuba. Yris Tamara solicitó “mantener el Bloqueo a Cuba hasta que los representantes del régimen cubano sean procesados ante tribunales imparciales.”

Vergüenza debería causarle por pedir que su patria continúe siendo sometida a la acción más criminal que ha diseñado Estados Unidos contra toda una nación, el Bloqueo Económico, comercial y financiero que persiguen el fin de matar por hambre y enfermedades a su pueblo, tal y como hiciera el general español Valeriano Wayler en 1897, al crear la despiadada reconcentración de los campesinos cubanos, a fin de evitar que apoyaran a los mambises que luchaban por la libertad de Cuba.

A todas luces el grupo de mafiosos anticubanos sabe que ya no pueden seguir engañando a la opinión pública. Cada vez son más los norteamericanos que visitan a la isla y comprueban las mentiras de una situación inexistente en las calles cubanas. Sin embargo, perciben los efectos de esa despiadada Guerra Económica que impide acceder a productos vitales para el desarrollo y bienestar del pueblo.

A la vez, palpan el apoyo mayoritario al sistema y a sus líderes, a pesar de la escasez material y los errores cometidos en la dirección de un país donde es difícil conseguir hasta medicamentos para salvar una vida.

Todos los asalariados que visitan las oficinas de los congresistas integrantes de la mafia anticubana hacen las mismas declaraciones, es un guión que no tiene cambios en su vieja y gastada retórica.

Por eso, es saludable recordar las palabras de José Martí, cuando afirmó en 1875 en su obrar Amor con amor se paga:

“¿Por qué, con tanto rigor, cuando a un casto bien se aspira, ha de ser la vil mentira, forma falta del pudor?

No hay dudas, a la ignominia la traición es guía.

Un pensamiento en “Mentiras y dinero

  1. Pingback: Mentiras y dinero |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s