Escondidos detrás de la sotana


Arthur González

ESPACIO LAICAL Roberto-y-LenierRoberto Veiga y Lenier González, exeditores de la revista católica del Arzobispado de la Habana, Espacio Laical, salieron de la sotana protectora de la iglesia después de “renunciar” a su trabajo.Las versiones que dieron a la prensa sobre los motivos de su “renuncia”, estaban basados en “la polémica que generaron sus criterios en determinados sectores de la comunidad eclesial, por el perfil socio-político que estaba tomando la revista”.

Unas semanas después de separarse de la publicación de la iglesia, Roberto Veiga y Lenier González anunciaron a la agencia francesa de noticias, AFP, que “trabajan en un nuevo proyecto digital de carácter independiente para que propicie el diálogo entre los cubanos, a fin de hacer patente el compromiso con la promoción del encuentro y la concordia; la práctica de la dignidad humana de cada compatriota, mediante el ejercicio responsable de la libertad, la igualdad y la solidaridad“.

Ahora toda la línea de actuación de ambos ex editores será más clara en cuanto a los verdaderos intereses políticos que persiguen, sin el protector ropaje eclesiástico, en busca de un debate interno donde esté presente la contrarrevolución creada, abastecida y financiada por el Gobierno yanqui, con vistas a hacerla visible y que participe en cuanto espacio de intercambio de ideas le sea posible, con el propósito de buscar una representatividad que jamás han tenido en el país.

No hay que dudar que su reciente viaje por España, tenga relación con esta decisión.

Espacio Laical salió a la luz pública en el año 2005 como un boletín de reflexiones sobre el cristianismo y la sociedad, pero al poco tiempo empezó a publicar textos con debates entre algunos analistas, académicos y economistas que viven en Cuba, Estados Unidos y en otros países, muchos de ellos con posiciones abiertamente contrarias a la Revolución cubana.

Esa metamorfosis no fue casual, está diseñada dentro del Acta de la Comisión para una Cuba Libre, conocido como “Plan Bush”, aprobada en el año 2004, la que se propone derrocar al gobierno cubano bajo el eufemismo de una “Transición Pacífica hacia la Democracia”.

Dicho Plan, en algunos de sus preceptos de su capítulo religioso, expone cómo romper el supuesto bloqueo gubernamental a la información.

Según afirma, “esa obstrucción de la información debe romperse, a fin de incrementar la posibilidad del pueblo de acceder a informaciones confiables sobre eventos en Cuba y en el mundo, y ayudar en el esfuerzo de lograr una alternativa democrática a la fallida política del régimen de Castro”.

“La importancia especial de las instituciones religiosas en la Transición, es debido al hecho de que ellas son una de las pocas organizaciones no gubernamentales intactas en la Isla que tienen la confianza del pueblo, los medios para organizar una red social de comunicaciones y canales de distribución en todos los niveles de la sociedad”.

Es evidente que este era el fin que perseguía la línea editorial de la revista católica Espacio Laical, e incluso llegaron a organizar cursos y conferencias en locales del Seminario “San Carlos y San Ambrosio”, con la participación de cubanos radicados en Miami como Carlos Saladrigas, quien fuera miembro de la organización contrarrevolucionaria de corte terrorista Fundación Nacional Cubano Americana, FNCA, Yoani Sánchez Cordero, bloguera creada por el Gobierno norteamericano, y otros elementos al servicio de Estados Unidos entre ellos el asalariado Oscar Espinosa Chepe; junto a algunos académicos e intelectuales que incluso militan en el Partido Comunista.

En esos cursos se diseñó el trabajo de la iglesia católica en apoyo a la “Transición”, mediante la organización de clases para jóvenes trabajadores no estatales, en el programa denominado “Cubaemprende”, algo bien calculado por el conocido Cuban Study Group con sede en Miami.

Apreciaciones del experto de la Universidad de La Habana en historia de las religiones, Enrique López Oliva, la “renuncia” deRoberto Veiga y Lenier González “pudiera ser un giro a ser más cuidadosa en el campo político” por parte de la Iglesia”.

No es secreto que la jerarquía católica cubana tiene prioridades estratégicas más amplias, que podrían lastimarse de continuar con la línea editorial de Espacio Laical.

El gobierno cubano mantiene una conducta de entendimiento con la iglesia católica y comparte su doctrina social.

En los últimos años le ha devuelto algunos templos que se destinaron a otras funciones sociales, autorizó y apoyó la construcción de un nuevo edificio para el Seminario de formación de sacerdotes, ha permitido más procesiones y celebraciones religiosas públicas, y tolera la cátedra de educación “Fraile Bartolomé de las Casas”, en los locales de la casa sacerdotal San Juan de Letrán en la Habana y otras similares en el resto de las provincias, donde se imparten clases de diversas asignaturas, algo que pudiera ser el preludio del deseado rescate de la iglesia en la educación.

El nuevo proyecto impulsado por Veiga y Lenier González, bautizado con el nombre de “Cuba Posible”, busca ofrecerle a la contrarrevolución interna un espacio donde expongan sus criterios y consideraciones, en contrapunto con el de académicos, intelectuales y artistas, táctica recomendada por renombrados politólogos norteamericanos de instituciones como el Council Foreign Relation y la Brookings Institution, con el objetivo de que pasen de ser agentes provocadores callejeros, a figuras para el deseado cambio de sistema político.

En este sentido ya dan algunos pasos, como fue la reciente participación de algunos de esos asalariados en el espacio de debate que ofrece mensualmente la Revista Temas.

El propósito no está en el peso político de sus intervenciones, sino en la simple participación ante un auditorio que hasta la fecha no los aceptó, por ser dirigidos y financiados por una potencia extranjera; pero como aseveró José Martí en 1881: “Nada falso es duradero ni útil”.

5 pensamientos en “Escondidos detrás de la sotana

    • no te equivocastes, de ahi el fuerte financiamiento que reciben desde el exterior, sus viajes a España y EU, en fin que detras estan los cerebros que prentenden desmontar el socialismo e imponer nuevamente el otro sistema que no le resolvio al pueblo cubano sus penuiras.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s