Regresó el senador Marco Rubio de viaje a la Luna


Arthur González

MArco Rubio-Ley de AjusteAunque no fue anunciado con anticipación, todo hace indicar que el joven senador norteamericano Marco Rubio estaba de “viaje en la Luna” y a su regreso, ofreció una entrevista el 25 de marzo a dos periodistas de Miami, J. Gonzalo y Sergio Otálora, en la que por primera vez un político norteamericano de esa envergadura afirma que la criminal Ley Pública 89-732, conocida como “Cuban Adjustment Act”, o “Ley de Ajuste Cubano”, aprobada por el Presidente demócrata Lyndon B. Johnson el 2 de noviembre de 1966, debe cambiarse.Es público que dicha Ley desde su aprobación ha tenido un componente puramente político, como parte del diseño presentado por la CIA para hacerle creer al mundo que los cubanos “huyen” del comunismo, en vez de reconocer que emigran por razones primordialmente económicas, aunque también están presentes las familiares.

El Senador debe saber que Estados Unidos en su obstinada política para destruir a la Revolución cubana, estructuró una legislación migratoria solo para Cuba, paralela a la aprobada para el resto del mundo, distorsionando las regulaciones internas norteamericanas.

OperacionpeterpanMarco Rubio por su edad y falta de profundización en los temas cubanos, no sabe que la CIA organizó la llamada Operación Peter Pan, que dividió a las familias cubanas al estimular la salida de 14 mil niños sin acompañantes hacia Estados Unidos y después le negó la visa a los padres, lo que dio origen al núcleo central del mal calificado “exilio cubano”.

Esa malvada Operación provocó que el sistema de visas establecidas por el Servicio de Inmigración estadounidense, se alterara de tal forma que los cubanos desde 1960 son aceptados en ese país con solo decir las palabras mágicas: “huyo del comunismo”, sin más formalidades, y por eso en diciembre de ese año se inauguró el Centro de emergencia de Refugiados cubanos en Miami.

Para hacerle creer al mundo que la Revolución socialista era mala para el pueblo cubano, el presidente demócrata John F. Kennedy, aprobó en 1961 el Programa de Refugiados Cubanos (Cuban Refugee Program), y el mismo contó con un presupuesto inicial de 4 millones de dólares en 1961, de 38 millones de dólares en 1962, hasta alcanzar la cifra de 144 millones de dólares en 1972.

Este programa duró 15 años y le costó 727 millones de dólares al tesoro estadounidense, dinero pagado por los contribuyentes.

El gobierno cubano ha denunciado la criminal Ley de Ajuste, por la cual han muerto miles de personas tratando de llegar por mar a Estados Unidos, donde son recibidos como “héroes que se fugan del sistema socialista”.

No satisfecho con esa Ley, el 28 de junio de 1962 el Gobierno norteamericano aprobó la Ley Pública 87-520, bajo el nombre de “Ley de Migraciones y de Asistencia a los Refugiados”, la cual restringe la definición de refugiado solo al Hemisferio Occidental, para podérselo asignar a los cubanos, como parte del plan para intentar lesionar la imagen de la Revolución.

Marco Rubio no conoce que los estimados del otrora Centro de Refugiados Cubanos, señalan que entre 1963 y 1965 arribaron 10 mil 536 cubanos, a los que se les consideró “Bajo Palabra” por entrar de forma ilegal a los EE.UU. y no fueron devueltos a la Isla por la manipulación política que hicieron las autoridades yanquis.
Si el Senador desea realmente cambiar el tratamiento manipulado del tema Cuba, tendrá que enfrentarse además a la Ley Pública 99-603, “Ley para el Control y la Reforma de Inmigración”, que incluye en su Sección 202, un “Ajuste para Cubanos y Haitianos, aprobada en el año 1986 por el Presidente Ronald Reagan.

También deberá tener en cuenta que en noviembre de 1997 el Congreso de los Estados Unidos aprobó la Ley Pública 105-100. “Ley de Ajuste Nicaragüense y Alivio Centroamericano”, (NACARA), la que define en su Sección 202 un “Ajuste del estatus de ciertos nicaragüenses y cubanos”, estableciendo los requisitos necesarios para que ciertas personas de origen nicaragüense y cubano, puedan solicitar la residencia permanente en Estados Unidos.

Es notorio que el tema migratorio forma parte de la agresiva estrategia política de Estados Unidos contra Cuba, pues los cubanos que llegan a las costas de la Florida o los que reciben un visado como “refugiados” en su Sección de Intereses en La Habana, no son perseguidos políticos ni nada que se les parezca, de ahí que se aprovechen de los privilegios que el Gobierno norteamericano les facilita y regresen a su patria todas las veces que sus finanzas personales lo permitan.

La clave del asunto está en saber si Estados Unidos estaría dispuesto a cambiar la imagen que construyó artificialmente contra la Cuba revolucionaria y reconocer que no existen perseguidos políticos ni se violan los derechos humanos; solo así podrá Marcos Rubio eliminar el entramado legal que favorece a los cubanos. De lo contrario, la “Ley de Ajuste” seguirá vigente por el “seculum seculonen”.

5 pensamientos en “Regresó el senador Marco Rubio de viaje a la Luna

  1. Pingback: El descalabro de la política anticubana | El Heraldo Cubano

  2. Pingback: El descalabro de la política anticubana | Cayo Hueso

  3. Pingback: El descalabro de la política anticubana |

  4. Pingback: El descalabro de la política anticubana |

  5. Pingback: El descalabro de la política anticubana (#Cuba #EEUU #España) | Cuba por Siempre

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s