Incrementa la CIA guerra sicológica contra Venezuela


Arthur González

CIA+logoLas acciones mediáticas a nivel de América Latina y otros países lanzadas a través de los medios de prensa de Estados Unidos y los de habla hispana, evidencian un incremento del presupuesto de la CIA que persiguen el objetivo de distorsionar la realidad en Venezuela y deteriorar su imagen internacional. Vieja táctica que emplean con Cuba desde hace 53 años y revelada en sus Programas de Acción Encubierta, desclasificados y publicados por el Departamento de Estado con total desfachatez, donde planifican acciones similares para cambiar la imagen de los líderes y confundir a la opinión pública.

Cambiar la realidad en aquellos países que tienen gobiernos no afines a Estados Unidos, es parte de la estratagema empleada por oficiales y especialistas de la CIA en cuestiones de guerra sicológica.

¿Qué calificativos tienen tales actividades subversivas? A caso no son violaciones de los derechos humanos de pueblos enteros.

La coacción, el soborno, la compra y el reclutamiento de personas, son especialidades históricas de la CIA, relatadas por muchos de sus oficiales en cientos de libros publicados en varios idiomas.

En esa misma línea se observa la actuación de algunos funcionarios de Naciones Unidas que sin una investigación seria e imparcial, asumen posiciones condenatorias contra Venezuela, plegándose a la campaña diseñada, financiada y ejecutada desde el cuartel general de la CIA, lo que puede comprobarse en las declaraciones de varios expertos en derechos humanos.

Estos especialistas le exigen explicaciones al gobierno venezolano por el supbase-navaluesto empleo de la violencia en las cárceles y la “represión” a las protestas, algo de lo que no tienen pruebas. Sin embargo no hacen lo mismo con los norteamericanos en la cárcel que poseen en la Base Naval en Guantánamo, Cuba, donde se violan los derechos humanos de los detenidos desde hace más de 10 años.

En total evidencia de lo antes mencionado, seis expertos del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, remitieron una carta al presidente Nicolás Maduro, pidiendo la inmediata clarificación de las denuncias de detenciones arbitrarias y empleo excesivo de la fuerza y la violencia contra manifestantes, periodistas y trabajadores de los medios de comunicación durante una ola reciente de protestas en el país.

Frank-la-Rue-300x169La misiva está firmada por los relatores especiales Frank La Rue, Maina Kiai, Mads Andenas, Juan Méndez, Christof Heyns y Margaret Sekaggya, pero no hacen referencia a que los actos de violencia cometidos por los grupos opositores orientados desde la embajada yanqui, los actos vandálicos contra instituciones oficiales venezolanas y los muertos que causaron.

No fue el gobierno venezolano quien cerró calles y avenidas con barricadas, ni fue el que salió a las calles con cócteles incendiarios a destruir obras sociales y sembrar el terror. Fueron los opositores entrenAGRESIONES DE OPOSITORESados en la supuesta lucha no violenta y los golpes suaves para derrocar al gobierno constitucional.

Los seis expertos quedan marcados para la historia como personas al servicio de los norteamericanos, no hay la menor duda.

Vergüenza sentirán cuando se conozca toda la verdad, por no haber asumido una posición contra los verdaderos violadores de los derechos humanos en el mundo: Estados Unidos.

Los yanquis tienen hoy 350 mil soldados distribuidos en 130 países del mundo, según informes del Departamento de Defensa de Estados Unidos, sembrando el terror y asesinando a civiles inocentes en guerras fraticidas, sin ningún mandato de la ONU ni razón.

Al parecer para los seis expertos en derechos humanos de las Naciones Unidas, la invasión imperial, las muertes y la destrucción causada por esas guerras que solo persiguen apoderarse de fuentes de energía, no le violan el derecho a nadie.

Posiciones como estas hacen que los pueblos desprecien cada día más a los yanquis y a los funcionarios de organismos internacionales que se degradan al permitir sus crímenes.

Con toda razón José Martí acotó: “El que degrada a los demás se degrada así mismo”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s