Nuevo plan de descrédito contra la Revolucion Cubana.


Arthur González.

Más que evidente resulta el actual plan de desprestigio hacia la revolución cubana que está en pleno desarrollo desde Miami, en coordinación con algunos asalariados residentes en España, preparando el terreno para nuevas condenas a Cuba en vísperas del Día de los Derechos Humanos.

Después del descalabro que tuvo la “Huelga del Aguacate”, protagonizada por la veterana asalariada de Miami, Marta Beatriz Roque Cabello, la que tuvo como colofón su altercado telefónico con Carmita, la esposa del recluso Jorge Vázquez Chaviano, la contrarrevolución se ha dado a la tarea de crear la matriz de opinión de que se incrementa la “represión” contra sus integrantes, y tal como declararon los 8 mexicanos que reclutaron antes de la visita del Santo Padre a Cuba, están provocando a las autoridades para que se les conduzca a las Estaciones de la Policía  y de inmediato contar con el respaldo de los sitios digitales e incluso del gobierno norteamericano y sus principales aliados para las acusaciones al régimen cubano.

De esto ya dio señas la bloguera oficialista de Washington Yoani Sánchez Cordero durante su forzada presencia en Bayamo, supuestamente para darle seguimiento al juicio de Ángel Carromero, responsable de la muerte de dos ciudadanos cubanos vinculados a la contrarrevolución. Recordamos que la reacción del Departamento de Estado fue casi al unísono con el hecho, a lo que se le sumaron el canciller italiano, la Sociedad Interamericana de Prensa, la Unión Europea y otros más que recibieron la orden desde los EE.UU.

Recientemente, Elizardo Sánchez Santa Cruz Pacheco, autotitulado presidente de la “Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional”, conocido como “El Camaján”, personaje oscuro que nunca se sabe para quién trabaja y a quien está traicionando, inició una campaña para denunciar las retenciones de varios “disidentes” en la Habana. Lo que no cuenta el señor es la premeditación de los provocadores, al acudir a una unidad de la Seguridad del Estado para reclamar escandalosamente por la detención previa de otra de sus asalariadas. Los provocadores alteraron el orden en plena vía pública en busca de visibilidad mediática, y por supuesto bajo las indicaciones de Miami de hacer lo mismo cada vez que uno de ellos sea conducido a la policía, por alternaciones preparadas de ante mano, para darle pie a su campaña propagandística.

Me gustaría observarlos haciendo lo mismo en Madrid ante una estación de la policía o en New York, para verlos sangrar con las cabezas rotas, esposados, tirados al suelo y arrastrados como sacos de patatas hasta los calabozos y sin el menor derecho a chistar. Ahí si tendrían que demostrar mucho valor para seguir las órdenes de Miami, pues no hay convencimientos orales sino a base de golpes y porrazos.

Como resultado de esta nueva conspiración, la bloguera oficialista de de Washington Yoani Sánchez,  salió por primera vez a hacer su papel en  este show, cosa rara pues ella como hemos dicho es la capitana araña, (quizás por las denuncias que ya le hemos realizado) y por supuesto también fue conducida a una estación policial. Estaba prevista la inmediata reacción de los medios, el alboroto bien preparado. Por solo ser conducida la mimada de la CIA, se formó la alharaca. Todo listo para iniciar la “denuncia”.

Sin embargo su esposo “el bello Reinaldo” no salió de su casa según informaciones aportadas por vecinos del lugar, quizás no quiso ser retenido y dejó a la señora a merced de su suerte. Vaya compañero de la vida. Son tal para cual.

Pero lo que no hace ni la Sociedad Interamericana de Periodismo, ni los sitios digitales de Miami o desgraciadamente de Madrid, es denunciar las penurias que está sufriendo el pueblo español con los paquetazos de medidas neoliberales impuestas por Mariano Rajoy. Para esos trabajadores no hay ayuda mediática, ni campañas para apoyarlos. El próximo día 14 está convocada una huelga general en España en protesta por la grave crisis que se vive a diario, de eso no escribe ni una línea la corresponsal del diario “El país” en la Habana, la señora Sánchez Cordero. Los que protestan no son considerados opositores y muchos menos disidentes, solo se consideran revoltosos, no hay presupuestos millonarios de la Casa Blanca ni voces en el Congreso para condenar a Rajoy.

De los más de 300 desalojos diarios del que son víctimas familias enteras de españoles, no existen, pero si se detiene una mercenaria en la Habana por varias horas, entonces si se cae el mundo.

Todo está claro. Yoani no puede condenar las violaciones de los derechos humanos del pueblo español, pues ella recibe un jugoso salario anual por sus trabajos contra Cuba, mientras los empleados españoles del propio diario “El País” tienen que ir a la huelga por el despido masivo de más de una tercera parte de sus trabajadores. Sin embargo ella por estar apadrinada por la CIA no será despedida, continuará recibiendo cientos de miles de euros sin pagar un céntimo al fisco español y mucho menos al cubano.

Por eso sería muy conveniente que el 14 de enero 2013, cuando se aplique la nueva ley migratoria, en vez de viajar a Miami lo haga a Madrid para que conozca en que condicionen viven sus colegas del diario, que si tienen que sudar mucho las camisas para alimentar a sus familias, mientras ella desde un piso 14 en la Habana solo observa crecer sus plantas y escribe, sin tensiones económicas, crónicas inventadas sobre hechos irreales, recibe premios y miles de euros sin necesidad de irse a la huelga, sin jamás saber lo que es trabajar para vivir.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s