Lo absurdo de la política migratoria norteamericana


El Departamento del Tesoro de Estados Unidos acaba de  retirar  el permiso a nueve agencias que proveían servicios de transporte, viajes y envíos de remesas a Cuba, de ellas seis compañías radican en EE.UU. siendo estas    A Aires D’Cuba Inc., EWISETAX, Inc.,  Havana Travel Agency LLC, DFL Services, LLC, Atenas de Cuba Travel (incorporada como Monivero Corp.), Cachita Travel Inc., Immigration Services Express, LLC, L.V’ Services & Travel Agency y Wajiro Travel (incorporada como Golden Travel & Leisure, LLC). Así mismo el presidente Barack Obama acaba de recortar los gastos en que puede incurrir un norteamericano en su viaje autorizado a Cuba, a solo 164 dólares diarios.

No se dieron explicaciones de lo que motivó esta acción del gobierno norteamericano, pero los que perdieron su licencia ya no podrán hacerlo más. Esta nueva medida se suma a muchas más que impiden el libre movimiento de ciudadanos norteamericanos a la isla cubana. Los mismos que condenan a Cuba y la estigmatizan mediáticamente diciendo que no dejan viajar a sus nacionales, hacen cosas peores, con cualquier justificación baldía.

Esto se suma nuevas iniciativas promovidas por congresistas de origen cubano, integrantes de la mafia anticubana de Miami, como el Senador Marco Rubio y la representante a la cámara baja Ileana Ros Lehtinen, los cuales pretenden limitar nuevamente las visitas familiares de cubanos residentes en la Florida y otros Estados de la Unión, a Cuba, a solo una vez cada tres años.

Además de lo anterior están las negativas de la Sección de Intereses en la Habana de otorgar visas temporales a cubanos y cubanas que desean visitar a sus padres, hermanos, tíos, primos, e incluso amigos, sin dar la más mínima explicación, aunque a veces los diplomáticos más locuaces le dicen al solicitante que no se accedió a su solicitud por ser un posible emigrante, así de sencillo.

Solo la solicitud de la visa cuesta 160 pesos convertibles, esos es más o menos unos 180 dólares, lo que viene siendo el salario completo de seis meses de cualquier trabajador medio en Cuba. Ya por ahí comienza el absurdo y la expoliación.. Conozco casos de personas de más de 60 años que desean visitar a padres ancianos, hijos o hermanos mayores y se le niega esa posibilidad con el mismo argumento, a pesar de tener en la Isla otros hijos, nietos y hasta bisnietos.

Es muy cruel y no tiene justificación la actitud del gobierno yanqui de impedir las visitas de familiares en ambos sentidos. De eso no se habla y muchas callan en complicidad, pues otro tanto ocurre en embajadas europeas y hasta latinoamericanas que exigen a los cubanos costosas cartas de invitación, constancias de cuentas bancarias, seguros médicos otros cosas más y al final le niegan la visa a los que con ilusión de conocer otras tierras o ver a sus seres queridos se quedan solo con las ganas.

Sin embargo, la señora Yoani Sánchez Cordero, que cuenta con los favores de los norteamericanos y muchos de sus aliados europeos y no tiene este problema. Para ella si hay visas inmediatas, sin turno por Internet ni largas filas al sol para acceder a la Sección de Intereses. Muchas veces haciendo la fila esperando pacientemente que llamen para ser atendidos y recibir la denegación del visado, la hemos visto entrar con su larga cabellera, sin hacer fila, ni esperar.

Cual si fuera un personaje de alcurnia, es atendida en otra de las entradas del recinto diplomático. Para ella no hay sol fuerte ni calor sofocante en la larga espera. Por ese motivo puede hablar cualquier cantidad de boberías sobre la política migratoria cubana, pero lo cierto es que cuando un cubano de a pie lograr obtener un visado, solo tiene que presentarse en las oficinas de la dirección de inmigración, llenar su solicitud, presentar el travel cheque y en menos de 7 días sale de Cuba.

Por supuesto que para Yoani no existen similares facilidades en las oficinas de Inmigración cubana. Ella conspira con los yanquis para derrocar el gobierno y asiste periódicamente a otras embajadas a realizar actos similares, ¿Qué espera, que no haya una respuesta a sus acciones? ¿Cómo reaccionarían los norteamericanos, españoles, suecos, alemanes y otros antes tales actividades?

A los demás cubanos que no conspiramos con los yanquis tampoco nos brindan el mismo tratamiento que le dan a ella cuando entra a la misión diplomática norteamericana, o  a la sueca.

Al César lo que es del César, por tanto absurdo sería que el gobierno cubano volviera a cometer los mismos errores que ya cometió años atrás, cuando le permitió viajar varias veces a Europa y al final fue reclutada y entrenada por el agente de la CIA y prófugo de la justicia cubana Carlos Alberto Montaner, para el desarrollo de las acciones que realiza desde que le abrieron su blog Generación Y.

2 pensamientos en “Lo absurdo de la política migratoria norteamericana

  1. Pingback: Lo absurdo de la política migratoria norteamericana « delmonte1986

  2. Pingback: Los motivos de la visita a Cuba del presidente de Google   |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s