Los amos gritan e inician nueva campaña mediática


Arthur González.

Después de haber recibido miles de dólares desde Miami para provocar desórdenes antes y durante la visita a Cuba del Papa Benedicto XVI, la contrarrevolución interna no logró cumplir con los planes trazados desde los EE.UU., incluso los que irrumpieron en la “iglesia de la Caridad” en la Habana, fueron descaracterizados por la propia curia católica, al comprobar que se trataba de una acción dirigida y financiada desde Miami por el llamado Partido Republicano de Cuba.

Ante esto, las organizaciones de la mafia anticubana miamense están pidiendo cuentas y exigiéndole a sus asalariados en la Isla que llevan a cabo acciones provocativas en la vía pública o no hay más dinero, pues solo tienen dos explicaciones para no hacerlo: son agentes de la seguridad del Estado cubano o es que solo quieren disfrutar del dinero sin arriesgarse a cumplir con las acciones diseñadas en los Estados Unidos.

Por tal motivo, el contrarrevolucionario santiaguero José Daniel Ferrer, quien cumplía una sanción de privación de libertad desde el año 2003, y fuera favorecido en marzo del 2011 con una licencia extrapenal, a raíz de la mediación del Cardenal Jaime Ortega Alamino con el presidente Raúl Castro Ruz, inició una “huelga de hambre” por cumplir tres semanas detenido y sujeto a un proceso jurídico, según reporteros de la agencia de prensa francesa AFP y uno de los auto titulados voceros de la contrarrevolución asalariada de Miami, conocido como “El Camaján”, Elizardo Sánchez.

José Daniel es uno de los contrarrevolucionarios más favorecidos con el dinero de Miami, porque el sueño es crear un foco insurreccional en el oriente cubano, desconociendo que precisamente esa zona del país es llamada la “cuna de la Revolución”. No obstante este hombre, convertido por obra y gracia de delincuente común en “disidente”, sabe que la única posibilidad de asegurar sus dólares es llevando a cabo provocaciones para que la policía lo detenga, poder justificar su inactividad y como complemento dar pie a la nueva campaña mediática contra Cuba, diseñada en el sur de la Florida.

Como si todo estuviera cronometrado, de inmediato las agencias de prensa replican la noticia, aupadas por El Camaján y la vocera oficial de la contrarrevolución, Yoani Sánchez, método ya gastado en el panorama periodístico contra Cuba.

José Daniel es un hombre con experiencia carcelaria. En 1993 estuvo procesado por Lesiones menos graves, en el año 1996 fue acusado y detenido por ser autor de un delito de Robo con Fuerza y en el 2003, antes de ser sancionado por actos contra la Independencia y la Integridad Nacional, fue multado por Alteración del Orden.

En Miami conocen que en Cuba no hay impunidad para sus actos y que la licencia extrapenal no exime a nadie de responsabilidad penal.

Por eso el congresista Mario Díaz-Balart, hijo del ministro del interior del ex presidente de Cuba hasta su fuga el 31 de diciembre de 1958, Fulgencio Batista Zaldívar, inició una nueva campaña mediática para crear una matriz de opinión contra Cuba, a la que se sumaron otros de similar estirpe como el congresista David Rivera e Ileana Ros-Lehtinen, quien abogó por el apoyo de grupos de desprestigio mundial como son Amnistía Internacional, la pantalla de la CIA, Freedom House, la OEA y otras más.

Pero al Cesar lo que es del Cesar y si violan las leyes deben saber lo que les toca. Mejor que se busque otra profesión para ganarse la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s