La bola esta cantada.


Arthur González.

Hace solo unos días expuse un artículo titulado “Esclarece gobierno norteamericano sus verdaderos planes contra visita del Papa a  Cuba”, en el cual analizaba las posiciones de algunos miembros de la mafia anticubana de Miami, contrarias a la presencia en Cuba del Santo Padre Benedicto XVI. Igualmente expliqué que todo iba encajando; y se exponían todas las fichas del plan elaborado y dirigido por los yanquis.

Añadí que el objetivo es uno solo, obligar al Santo Padre a decir lo que ellos quieren, cual señores imperiales dueños del mundo. La línea temática establecida es la de acusar a Cuba de violar los derechos humanos, aunque para ello tengan que inventar acciones y pagarle a cuanto asalariado esté dispuesto a jugar su papel en ese teatro”. Lamento no haberme equivocado.

El pasado día 13.03.2012, mientras el Cardenal Jaime Ortega comparecía ante las cámaras de la TV en un horario estelar, 13 asalariados de Miami se negaban a abandonar el templo dedicado a Nuestra Señora de la Caridad en el barrio de Centro Habana, con el pretexto de hacer peticiones políticas, iniciando de esta forma una acción irrespetuosa dentro de un recinto religioso, algo sin precedentes.

Esto lo hicieron siguiendo instrucciones de grupos extremistas de la mafia anticubana y en línea con lo planteado el 13.01.2012 por el contrarrevolucionario de Santiago de Cuba, Víctor Sánchez, quien aseguró en su blog aplopress,…que los “auto denominados disidentes” de la zona oriental de Cuba “están planificando acciones para hacerse presentes durante de la visita del Papa a Cuba, al menos crear un clima de tensión política. …Es la hora de subir la parada… Con esta actividad de protesta no se va a derrocar el régimen que existe en Cuba, pero si podemos aguarle la fiesta al régimen”.

Con este hecho se inició la escalada de actos provocativos planificados desde Miami,  por la contrarrevolución contra el Papa y la Iglesia católica, no contra el gobierno revolucionario.

Ahora el mundo conocerá quien es realmente la llamada “disidencia” cubana, algo que hace muchos años se viene diciendo por las autoridades del país, y es que la casi totalidad de estos elementos posee una larga lista de hechos delictivos que para nada tienen que ver con cuestiones de ideología. Son delincuentes que viven del negocio de ser “opositores”, financiados por el gobierno norteamericano.

Ante esto la propia iglesia ha tenido que informarle a la opinión pública que: “se trata de una estrategia preparada y coordinada por grupos en varias regiones del país. No es un hecho fortuito, sino bien pensado y al parecer con el propósito de crear situaciones críticas a medida que se acerca la visita del Papa Benedicto XVI a Cuba”.  Agregando: “Nadie tiene derecho a convertir los templos en trincheras políticas. Nadie tiene derecho a perturbar el espíritu celebrativo de los fieles cubanos, y de muchos otros ciudadanos, que aguardan con júbilo y esperanza la visita del Santo Padre Benedicto XVI a Cuba”.
Estoy seguro que aún nos falta por ver otros actos tan o más irrespetuosos. No soy un alumbrado por el Señor, sino alguien que lee y escucha las expresiones de la contrarrevolución externa e interna.

Al final sacaremos cuenta y veremos quién paga la factura.

El mundo tendrá que reconocer una vez más que Cuba no miente cuando acusa a sus enemigos y es de esperar que muestre pruebas irrefutables de los planes, organizadores, cómplices y ejecutores. No sería la primera vez que lo hace.

Cuando se tiene la moral y la razón, no hay temor; todo lo contrario, la fuerza de la verdad. Esperemos pues por el juicio final de este episodio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s